Tag Archives: Europa

Teletrabajo – III – Real Decreto-Ley de trabajo a distancia (difícil de aplicar – ultra regulación)

Real Decreto-ley 28/2020, de 22 de septiembre, de trabajo a distancia. BOE núm. 253, de 23/09/2020. Entrada en vigor: 13/10/2020. Jefatura del Estado. BOE-A-2020-11043.

Entiendo, que el R. D. L. de trabajo a distancia precitado será difícil de aplicar, ya que presenta un exceso de regulación que hará imposible su aplicación efectiva, no hay más que ver su contenido.

El R. D. L. citado es, en principio, casi imposible de cumplir tanto por la empresa como por el trabajador, solo a título de ejemplo, de lo que digo, reproduzco el artículo 7. Contenido del acuerdo de trabajo a distancia:

{Será contenido mínimo obligatorio del acuerdo de trabajo a distancia, sin perjuicio de la regulación recogida al respecto en los convenios o acuerdos colectivos, el siguiente:

a) Inventario de los medios, equipos y herramientas que exige el desarrollo del trabajo a distancia concertado, incluidos los consumibles y los elementos muebles, así como de la vida útil o periodo máximo para la renovación de estos.

b) Enumeración de los gastos que pudiera tener la persona trabajadora por el hecho de prestar servicios a distancia, así como forma de cuantificación de la compensación que obligatoriamente debe abonar la empresa y momento y forma para realizar la misma, que se corresponderá, de existir, con la previsión recogida en el convenio o acuerdo colectivo de aplicación.

c) Horario de trabajo de la persona trabajadora y dentro de él, en su caso, reglas de disponibilidad.

d) Porcentaje y distribución entre trabajo presencial y trabajo a distancia, en su caso.

e) Centro de trabajo de la empresa al que queda adscrita la persona trabajadora a distancia y donde, en su caso, desarrollará la parte de la jornada de trabajo presencial.

f) Lugar de trabajo a distancia elegido por la persona trabajadora para el desarrollo del trabajo a distancia.

g) Duración de plazos de preaviso para el ejercicio de las situaciones de reversibilidad, en su caso.

h) Medios de control empresarial de la actividad.

i) Procedimiento a seguir en el caso de producirse dificultades técnicas que impidan el normal desarrollo del trabajo a distancia.

j) Instrucciones dictadas por la empresa, con la participación de la representación legal de las personas trabajadoras, en materia de protección de datos, específicamente aplicables en el trabajo a distancia.

k) Instrucciones dictadas por la empresa, previa información a la representación legal de las personas trabajadoras, sobre seguridad de la información, específicamente aplicables en el trabajo a distancia.

l) Duración del acuerdo de trabajo a distancia.}

En conclusión, solo será posible su efectividad a través de flexibilidad, una regulación fácil de adaptar a las relaciones laborales y una gran libertad en su implantación, donde sin pérdidas de derechos por el trabajador y la empresa, su aplicación a la práctica del tejido productivo suponga agilidad, rapidez y productividad.

N.B. Habrá que ver su desarrollo en la práctica, pero de entrada su ultra-regulación impedirá su implantación efectiva.

En este asunto las sanciones no sirven para nada y podemos perder una ocasión única para ubicarnos al nivel de la U. E. y la zona euro, por hablar solo de Europa.

Córdoba, a 23 de septiembre de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

Incertidumbre, inseguridad, desconfianza y falta de información veraz (¿alguien sabe dónde está y qué hacer?)

La Constitución en su artículo 9 garantiza una serie de principios esenciales en nuestro Estado de Derecho y nuestro ordenamiento jurídico:

- El principio de legalidad.

- El principio de jerarquía normativa.

- El principio de publicidad de las normas.

- El principio de irretroactividad de las disposiciones sancionadoras no favorables o restrictivas de derechos individuales.

- El principio de seguridad jurídica.

- El principio de responsabilidad de los poderes públicos.

 y,
- El principio de interdicción de la arbitrariedad de los poderes públicos.

Debiéndose hacer notar, que estos principios no son compartimentos separados y desconectados, sino que, forman un todo y solo tienen valor en base a los otros, y, además, solo se pueden comprender si sirven para promover los valores superiores del ordenamiento jurídico, que propugna el Estado Social y Democrático de Derecho.

Por otro lado, es lo cierto, que estos principios constitucionales han desaparecido del territorio nacional y actualmente en España reina la incertidumbre, la inseguridad, la desconfianza y la falta de información veraz, lo que se puede visualizar y concretar con una serie de preguntas completamente abiertas en su número, así:

¿Alguien sabe la cifra de fallecidos en España por la pandemia?

¿Alguien sabe la realidad para España de los Fondos de Recuperación y Resiliencia de la U. E y cuándo llegarán y como se van a distribuir por territorios y sectores productivos?

¿Alguien sabe por qué, se ha producido ahora la absorción de Bankia por CaixaBank y quien está haciendo este negocio fabuloso?

¿Alguien sabe la cifra real de parados que hay en España?

¿Alguien sabe algo de los Presupuestos que se pretenden presentar por el Gobierno?

¿Alguien sabe la situación financiera real de nuestro sistema de Seguridad Social?

¿Alguien sabe cuál es la realidad de nuestro mercado laboral y de nuestro tejido productivo?

¿Alguien sabe cuál es la situación real de nuestra economía y de los recorte y ajustes que vendrán?

Entiendo, que todas estas preguntas ahora no tienen contestación, de manera, que en España reina la incertidumbre, la inseguridad, la desconfianza y la absoluta falta de información veraz, pero si eso nos pasa y sentimos los españoles, ¿qué ocurrirá fuera de España? ¿Algún País tiene confianza en nosotros?

Las consecuencias de esta situación son terribles para todos nosotros y para España, sin embargo, entiendo que, a la vez, están ocurriendo cosas mucho más preocupantes, como es, la desaparición y destrucción de la división de poderes, que, curiosamente, se pone de manifiesto en una forma de gobernar a través de R. D. Ls. a destajo, pero no solo es esa terrible realidad, existen otras cosas tremendas en un supuesto Estado de Derecho donde se dice que vivimos, como la apropiación y uso de las instituciones del Estado sin pudor ni vergüenza por unos pocos, sobrando los ejemplos: Fiscalía, Abogacía del Estado, CIS, etc., etc.

A pesar de todo, no solo es el uso espurio de instituciones de todos los españoles por unos pocos, sino que, además, si acudes a los tribunales o la administración el ciudadano encima tiene que hacer frente a las costas y otros gravámenes; a la vez, sitios, que siempre deben ser lugares de cobijo y amparo para los españoles, como el Tribunal Supremo y el Tribunal Constitucional, se han convertido (cada vez más) en sitios peligrosos para el ciudadano de a pie, pues dominados por una selva intrincada de formalismos extremos excluyentes, se han transformado en  algo inaccesible, rodeados de una barrera de coral cortante e infecciosa, que con su exceso de requisitos casi incomprensibles impiden a los ciudadanos plantear ante ellos sus asuntos y que sean resueltos.

Si alguien lo duda, no hay más que ver, las Salas de admisión del T. S., los requisitos exigidos para que prospere un recurso de amparo, los conceptos exorbitantes de los intereses casacional y constitucional, y, así, una red intrincada e insuperable para el español necesitado de auxilio judicial, mientras, además, la Fiscalía, la Abogacía del Estado, la Inspección de Hacienda y de Trabajo y S. S.,  y un largo etc. de organismos, corporaciones e instituciones pagadas por los ciudadanos, se convierten en verdaderos enemigos para ellos.

Finalmente, se reitera el art. 9.3 de la Constitución, que dice: La Constitución garantiza el principio de legalidad, la jerarquía normativa, la publicidad de las normas, la irretroactividad de las disposiciones sancionadoras no favorables o restrictivas de derechos individuales, la seguridad jurídica, la responsabilidad y la interdicción de la arbitrariedad de los poderes públicos.

Está claro, que la Constitución y el resto de nuestro ordenamiento no se cumplen, razón por la que, la incertidumbre, la inseguridad, la desconfianza y la falta de información veraz se han instalado en nuestra sociedad causando un manifiesto desequilibrio en la misma, ocasionando un acrecentamiento en el descontrol de la pandemia, que conlleva, que la recuperación de nuestra economía y la superación de la enfermedad se compliquen y dificulten hasta extremos incalculables, como están comprobando los españoles día tras día, y, si esto ocurre en España, sus efectos devastadores a nivel de Europa y resto del mundo son tremendos para nosotros en todos los sentidos, tal y como se está viendo con todas las medidas que adoptan muchos países contra España, que, sin duda, tienen consecuencias nefastas en nuestra recuperación social, económica y sanitaria, que será más larga y más lenta, con todos los efectos negativos que ello tiene y tendrá en nuestro mercado de trabajo y en el aumento exponencial de nuestras tasas de desempleo.

Frente a toda esta realidad, es una obviedad señalar, que la solución, sí o sí, es tarea de todos, aunque como está la piel de toro, la posibilidad de acuerdos generales con olvido y renuncias de las ideologías y de las ambiciones personales y partidistas, como hicimos en la olvidada transición, se presenta como algo vidrioso e improbable, como se ve meridianamente con lo que está pasando, donde rige el principio de todos contra todos hasta la eliminación lapidaria del adversario y, además, parece, que vale todo en esa finalidad de autodestrucción aceptada y consciente.

En resumen, todo lo expuesto, se quiera admitir o no, es algo insufrible e inadmisible en un Estado de Derecho regido por una Constitución democrática y donde se garantizan los principios constitucionales precitados.

N.B.  Ni España ni ningún país pueden superar una crisis como la que tenemos encima, si no desaparecen: la incertidumbre, la inseguridad jurídica, la desconfianza y la falta de información veraz.

Por otro lado, vivimos en un mundo globalizado donde todo se sabe al momento, de forma, que toda la U. E., toda Europa y el resto del mundo saben, sin la menor duda, lo que está ocurriendo en España, las medidas políticas que se están adoptando, la incapacidad de acuerdos a nivel general, la falta de medidas estructurales profundas siguiendo las indicaciones formuladas por la U. E., y, en definitiva, la imposibilidad de superar esta situación tan crítica en la que estamos, si no vamos todos unidos en los asuntos esenciales y nos dejamos de regir por ideologías trasnochadas, que Europa y el mundo occidental  tienen repudiadas y buscamos en el exterior nuestros verdaderos amigos.

Es un hecho, que todo se sabe, y, que la adopción de medidas ajenas a nuestro mundo democrático y la no adopción de otras medidas recomendadas, tiene sus consecuencias negativas para nosotros, como se pone de manifiesto, en un aumento exponencial del gasto público improductivo y la instauración de un mercado laboral incierto, rígido y sin flexibilidad, entre otras muchas cosas negativas.

Córdoba, a 19 de septiembre de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

Pensiones – aviso de lo que viene (B. de España-primera advertencia)

Todos sabemos hace tiempo, que el sistema de pensiones de la Seguridad Social es insostenible, pero nadie oficialmente quiere dar la cara y decir la verdad, concretamente, que las pensiones actuales no se podrán pagar y que las pensiones futuras irán a la baja.

Como por algún sitio había que empezar, siguiendo las directrices de la Vicepresidenta y Ministra de Economía, Sñrª. Calviño, esta vez, le ha tocado al Banco de España iniciar la senda de los recortes tocando a degüello en la Seguridad Social y sus pensiones, así, en su informe Pre – Pacto de Toledo ha empezado a marcar el paso, diciendo:

* Que estima que los pensionistas cobran un 74% más de lo que aportaron.

* Qué por cada 1.000 euros cotizados a la Seguridad Social durante su vida como trabajadores, los jubilados perciben 1.740 euros de pensión.

* Que los jubilados españoles cobran su pensión durante un promedio de 26 años, a pesar de que sus aportaciones al sistema solo financian 16 años de pensión.

* Que el ritmo de revalorización de las pensiones ha sido marcadamente superior al crecimiento de la economía, situándose el porcentaje un 35% por debajo del 3,5% de rentabilidad real del sistema.

* Que el aumento de las pensiones actual es tres veces mayor a la capacidad de crecimiento, que se calcula, que aumentara la economía de España en los próximos años.

* Que Hernández de Cos ha dicho alto y claro, que la situación es muy delicada y la pirámide demográfica solo contribuye a agrandar el agujero del sistema, razón por la que hay que realizar reformas y ajustes.

El Gobierno y, especialmente, la Sñrª. Calviño saben de sobra, que Europa está detrás, y, que a la mínima los 140.000 millones peligran por la condicionalidad impuesta y aceptada por todos en la entrega de los fondos de recuperación. El dinero de la U. E. no es de balde, ya que el rescate viene con condiciones ineludibles, que han sido aceptadas, razón por la que, va siendo hora (para empezar) de que se informe a los españoles de forma veraz de todas las exigencias que ese dinero conlleva y de todos los sacrificios que tendremos que hacer para obtenerlo.

El Banco de España, a través del Sr. Hernández de Cos, a abierto la caja de los truenos, y, que nadie piense en un alarde de tremenda ingenuidad, que el máximo dirigente del Banco de la Nación es que pasaba por allí casualmente, ya que, es algo, más que manifiesto, que desde ya se inicia el camino gubernamental de los ajustes y recortes denostados en otros momentos; la evidencia más que probada, es que recorte de nuestra calidad de vida y de nuestro estado de bienestar será una realidad diaria, de manera, que el Gobierno y el Banco de España aprovechando el Pacto de Toledo han señalado a fuego la entrada a un camino tristemente innegable.

En resumen, si queremos los 140.000 millones de la U. E. (que nos son imprescindibles, sí o sí) el Gobierno debe presentar los planea a Europa con todas las condiciones y requisitos exigidos y aceptados por el Presidente Sánchez. Entiendo, que ha llegado la hora de la información veraz a los españoles, los juegos de trileros en la U. E. con todos sus miembros examinado a nuestro Gobierno no servirán para nada, o somos Europa o somos miembros de la cubanización bolivariana, aquí ya no habrá engaños, pues cualquier miembro nos vetará e impedirá que el dinero llegue a España, y, sin él la ruina total irrecuperable.

N.B.  El Banco de España ha roto el fuego de los recortes y de la verdad con una primera advertencia que no se puede ignorar.

El Gobierno de España sabe de sobra lo que hay, de manera, que este partido lo jugamos juntos en Europa sin decisiones unilaterales preñadas de autoritarismo excluyente o cruzando la ciénaga sin libertades ni derechos, nos ubicamos en el mundo arcano cautivo y postrado esclavizado por el autoritarismo liberticida de planes colectivos.

Que quede claro, que lo del B. de España es solo el principio, después vendrá el CIS del Sr. Tezanos, etc., etc., pero solo hay una realidad asumible y posible, que es, que sin Europa y la U. E. solo queda el abismo de la nada y de la destrucción de todas nuestras libertades.

Córdoba, a 12 de agosto de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

Acuerdo Fondo Recuperación U. E. – Triunfo total (Efecto Simancas – Hito histórico)

Antes de todo, una aclaración preliminar: España y todos debemos estar alegres y contentos con el Acuerdo de Recuperación, pues de otra forma, la salida de la crisis para nosotros hubiera sido imposible.

El secretario general del Grupo Socialista en el Congreso, Rafael Simancas, cargó con chulería ayer, contra el primer ministro de Países Bajos, Mark Rutte, por señalar con el dedo al presidente español, Pedro Sánchez, diciendo en un TUIT: «Hay muchas más razones para señalarte a tí, Rutte», convirtiéndose en trending topic ante miles de tuiteros, que le han puesto de vuelta y media por su espantoso y anti – diplomático tuit y le han dicho de todo.

Está muy claro, que el tuit agradecido del Sr. Simancas ha doblegado a toda Holanda y ha logrado el Acuerdo de la U. E. sobre los Fondos de Recuperación, aunque nada comparable con el Sr. Sánchez al declarar triunfalmente, que el Acuerdo es “un hito y una de las páginas más brillantes de la historia de la UE”. Sin embargo, en esta vida todo se supera en triunfalismo, al ser recibido el Presidente Sánchez con pasillo ministerial de aplausos de sus ministros, como si hubiese ganado la liga europea: No puede existir mayor dosis de humildad y de prudencia social – política casposa en el mundo mundial y europeo.

Si el presidente del Gobierno, Sr. Sánchez, llega a creer que el Acuerdo es un aval a sus políticas manirrotas e irresponsables está completamente equivocado y nos arrastrará a todos a la ruina y a la pobreza; es más, oyendo de madrugada al Presidente Sánchez vanagloriarse de su triunfo europeo conseguido, cualquiera diría que la pandemia, todos nuestros muertos incontados, con efectos perverso, han sido una bendición divina para España. Pero no lo son, aunque nuestro país se lleve una parte considerable del Fondo de Recuperación y Resiliencia, pues primero debería explicar a los españoles, ¿Cómo se gestionarán esos fondos y ayudas y a qué se dedicarán?

Seguimos con mascarillas obligatorias y pese a la importancia de lo acordado, muchos nos preguntamos intranquilos, cuándo llegarán los 140.000 millones que recibirá España a los comercios, a las pymes, a las empresas y familias, etc., y, de qué forma. En resumen, cuando estará disponible.

La condicionalidad aprobada supone requisitos ineludibles impuestos a las transferencias de reconstrucción, y, España tendrá que cumplir sus compromisos, sí o sí. El tiempo dirá si afectarán a las pensiones, a los impuestos, a los empleados públicos, a la legislación laboral, al desempleo, etc. El Presidente ha dicho que la agenda de la UE y la de España están en plena sintonía, pero no ha dicho, por ejemplo, que el gasto público no podrá desbocarse, mucho menos se ha referido al déficit excesivo y nuestra caída tremenda de PIB.

Así mismo, el Acuerdo exige reformas, y, habrá un mecanismo para vigilarlas, aunque no sea el riguroso que ponía sobre la mesa el Sr. Rutte, pero, es innegable, que el llamado “freno de emergencia” examinará las reformas y su cumplimiento, elevándolas al Consejo Europeo para su decisión.

Si me parece extraordinario, el hecho de la U. E. y todos sus miembros se endeudarán por primera vez para financiar un plan de estímulo europeo, pero cabe preguntarse, ¿quién lo pagará al final?

Finalmente, que el Acuerdo es un aval de supervivencia para la U. E. de ida y vuelta, pues existe un escollo que no se puede ignorar: “Si nos equivocamos asumiendo políticas desprestigiadasel futuro será la ruina de toda la U. E., no solo de España, precisamente, por ello, nos condicionan y controlan.

N.B.  Firmado el Acuerdo del Fondo Recuperación U. E., con presunto triunfo total y satisfacción de todos los llamados líderes de la U. E., parece que habrá ayudas, pero condicionadas en todos los sentidos, y, con seguridad nos esperan reformas, ajustes y sacrificios.

Publicitada la victoria total de ellos mismos, volvemos a lo de siempre, nadie nos explica a los ciudadanos, que pagamos los impuestos con los que se mantiene la U. E., que ha pasado y que vamos a recibir y sufrir. Como ocurre siempre, los españoles de a pie (por solo hablar de nosotros) somos los tontos del montón, mientras el Presidente del Gobierno es recibido en Moncloa con vítores y aplausos, al estilo del triunfo romano con coronas de laurel.

Son obligaciones del Presidente del Gobierno, Sr. Sánchez:

Primero, comparecer públicamente e informar pormenorizadamente a todos los españoles del contenido completo del Acuerdo de Reconstrucción firmado.

Tiene todos los medios de comunicación públicos, que pagamos todos los españoles, como ha demostrado con sus homilías semanales durante el estado alarmante. La comparecencia del Sr. Presidente del Gobierno debe finalizar con rueda de prensa abierta y sin filtros previos, tal y como ha hechos estos cuatro días de reuniones en Europa, pues es inadmisible, que el Sr. Sánchez sea abierto y lenguaraz en Europa, y, cerrado y mudo en España.

Segundo, Reunirse de forma inmediata con el principal partido de la oposición, llamando y convocando a su líder, comenzando a trabajar juntos en beneficio de todos. Empezando a preparar los presupuestos del Estado y elaborando todos los planes precisos para presentar en Europa, si queremos recibir las ayudas aprobadas con la máxima rapidez y para cuanto antes lleguen a todos los ciudadanos españoles.

Córdoba, a 21 de julio de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

Confianzas y desconfianzas (la ley es para todos o no existe)

En estos días se habla de confianza y de desconfianza, pero lo primero es el cumplimiento de la ley (de toda ley, U. E. y España) por todos y en beneficio de todos. No puede ser, que unos estados cumplan las leyes de la U. E. y otros, una y otra vez, las incumplan, pues algunos países, no quieren utilizar el ahorro de sus ciudadanos para financiar modelos populistas creadores de desempleo y ruina económica, como los que defiende y ha creado el Presidente Sánchez en España.

Es un hecho aceptado por todos, que Europa quiere reactivar la economía de sus miembros, pero algunos países, cuya punta de laza, son los países nórdicos, se niegan a financiar indiscriminadamente a los países, que, como España, han tenido, incluso antes de la crisis, un comportamiento más irresponsable.

Se ha propuesto crear un Fondo de Recuperación, sin embargo, los socios más prudentes de la U. E. en sus gastos públicos no están dispuestos, a que dicho fondo, sea un mercado persa para que políticos en los que desconfían y, además, no tienen nada que ofrecer en su insolvencia, como Sánchez y sus socios comunistas, creen una sociedad subsidiada y cautiva, mientras destruyendo la economía productiva, incrementan por ello sus gastos improductivos sin medida. Estos Países quieren, dentro de su desconfianza con España, garantizar, que las ayudas económicas irán destinada a financiar reformas estructurales, como las que necesitamos, es decir, nada de gastos superfluos con brindis al sol.

El Presidente Sánchez acostumbrado a negociar unilateralmente en España y encima culpando a la oposición de desleal, está demostrando que no sabe negociar en Europa, ya que, aquí lo conocen bien y saben que prefirió formar Gobierno con un movimiento colectivista con raíces comunistas radicales, antes que pactar políticas de Estado con el PP. (que forma parte del grupo popular  mayoritario de la U.E,) o Cs. La consecuencia está siendo muy clara, algunos Países de la U. E.(no solo los frugales) no admiten tanta arrogancia y no se sienten intimidados por el Sr. Sánchez, y, le dicen que si, pero con condiciones de control y reformas estructurales reales; a lo que desgraciadamente se une, por si faltara poco,  la política de su Gobierno contra la política prevalente en Europa, hablando solo de subidas de impuestos, del anuncio de subsidios varios y de la  anulación de las reformas realizadas por el anterior Gobierno en el mercado laboral (como se ha hecho con podemos, Bildu, socios independentistas, etc.).

No solo se trata de insolidaridad y de falta de confianza de unos pocos países, sino de la supervivencia de la U. E., de forma, qué si nos equivocamos asumiendo políticas desprestigiadas, el futuro será la ruina de toda la U. E. no solo de España.

N.B.  La cuestión, por tanto, no es solo la actitud insolidaria de los países nórdicos con España, como el Gobierno está empezando a publicitar, ya que, ahora estamos en Europa no en España, y, es una realidad, la desconfianza de la mayoría de los países europeos en el Gobierno del Sr. Sánchez.

Finalmente, sin duda, habrá ayudas, pero condicionadas en todos los sentidos y nos esperan reformas, ajustes y sacrificios.

Córdoba, a 20 de julio de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.