Tag Archives: recesión

II. Desconfinamiento ya – Sector público y privado (pirámide invertida del desequilibrio imposible)

 

La recesión, según el Banco de España, llevará a una caída del 13,4% del PIB español y nos daremos un golpe económico devastador, además, bajo un silencio atronador por parte del Gobierno. Es una realidad, que el desastre económico se ha apoderado de España, miles de empresas están ya quebradas y/o paralizadas, el paro puede superar la tasa del 23%, la deuda será insostenible (120% del PIB) y tendremos un déficit incalculable (mínimo12% del PIB en 2020), avisando, además, que la Seguridad Social cerró 2019 con un déficit de casi 17.000 millones y una deuda de 55.000 millones, por todo ello, debemos iniciar la recuperación como está ocurriendo ya en otros países de la UE.

El confinamiento en España debe terminar ya y ahora, pues nuestros derechos y libertades básicas así lo exigen, a la vez, que a nuestra economía no podemos dejarla morir, razón por la que hay que reiniciar nuestro tejido productivo, empezando por los sectores más esenciales para nuestra economía y por zonas, con la finalidad, además, de crear empleo cuanto antes y frenar el paro antes de que nos ahogue.

No hay que olvidar, que es una realidad, qué sin la participación de todos y sin transparencia e información veraz, como consagra el art. 20 de nuestra Constitución, nada será posible ni deseable.

** Serie de datos muy preocupantes:

Fuente: EPA – 4T – 2019 + S. S. + M. Trabajo

Habitantes:  47.100.396.

Hombres:23.089.390.

Mujeres: 24.011.006.

Tasa de paro: 13,78%.

Tasa de actividad: 58,74%.

Ocupados: 19.066.9. miles.

Parados: 3.191.9. miles.

Empleados Sector Público: 3.253.3. miles.

Pensionistas:  8.896.412 (8.300 fallecidos) = 8.888.1. miles.

Personas dependiente sector público: 19.930.1. miles.

Personas dependientes sector privado: 10.720.1. miles.

Total, Sectores – Público + Privado: 30.650.2. personas.

Resto población: 16.450.7. miles personas.

** La recesión económica está ahondando en el desequilibrio entre el sector público y el sector privado, de manera, que, o rompemos esa inercia perversa, restaurando el equilibro cuanto antes, o España entrará en una quiebra difícil de restaurar. Se mire como se mire y se tenga la ideología que sea, es imposible que un sector privado de 10.720.100 de personas, sostengan a un sector público de 19.930.100 personas, más 16.450.700 personas, que son el resto de la población de España.

En esta situación, resulta increíble, que el Gobierno se resista a ofrecer soluciones inmediatas para la situación económica, demostrando que es un Gobierno inoperante, grogui, paralizado e inane, y, produce extrañeza e inquietud que su máxima responsable en esa materia, la Vicepresidenta de Economía, Nadia Calviño permanezca en la mudez y se niegue a realizar estimaciones sobre el desplome de nuestra economía y a plantear planes de recuperación.

Reitero, que hay que planificar y reiniciar nuestra economía con transparencia plena y con la participación de todos, de manera que el Gobierno no puede seguir sonámbulo en la inacción permanente, hace falta diálogo permanente con todos y para todo, sobre todo con aquellos que saben. No podemos seguir, en manos de un mando único filosófico aparcado en el desconocimiento económico y atrancado en la inoperancia de su propia incapacidad.

N.B.  El confinamiento en España debe terminar ya y ahora, pues no podemos, dejar morir a nuestra economía, todos los datos de que disponemos así lo indican, razón por la que hay que levantar nuestro tejido productivo y comenzar la recuperación, empezando por los sectores más esenciales para nuestra economía y por zonas, con la finalidad, además, de crear empleo cuanto antes y frenar el crecimiento desbocado del paro antes de que nos ahogue.

Y vuelvo a repetir, como decía ayer, que es una realidad, qué sin la participación de todos y sin transparencia e información veraz, como consagra el art. 20 de nuestra Constitución, nada será posible ni deseable.

Córdoba, a 24 de abril de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

IX. Paro – Coronavirus – Recesión y colapso económico (las consecuencias en el empleo serán muy negativas)

 

La queja que circula por la población sobre la pandemia del coronavirus, se basa principalmente en la falta de información transparente y real, y, la tardanza de todas las administraciones públicas sin excepción en adoptar medidas eficaces en todos los frentes, así:

1.- Se ha dicho machaconamente, de forma irresponsable: Que el coronavirus es como una gripe, que tenemos uno de los mejores sistemas sanitarios del mundo y que no hay que alarmarse.

Por lo visto, parece que el discurso oficial no se corresponde con la realidad y ha llevado a que la mayoría de los españoles hayan adoptado una conducta irresponsable, de forma, que el mensaje de serenidad y calma del Gobierno ha resultado equivocado y en la sociedad civil ha arraigado, se mire como se mire:

El miedo, la impotencia y una inquietud creciente.  

2.- Se ha ignorado que este virus, sin duda, es uno de los más peligrosos que se ha aparecido y se ha establecido en todo el mundo, de manera, que la epidemia aumentará de forma creciente e incontrolada si no se adoptan medidas muy severas.

3.- No se ha reconocido, que el sistema sanitario está a punto de colapsarse, si no cortamos entre todos el contagio.

4.- Se puede prever un freno importante de la actividad económica, de manera que se vislumbra una recesión de enorme magnitud.

Por otro lado, está muy claro, que todo este grave problema para la salud pública afectará al empleo y provocará un crecimiento exponencial del desempleo, que se cebará como siempre en los jóvenes, en las mujeres y en los mayores de 50 años, si no se adoptan también medidas urgentes y eficaces para poner freno al paro que sin duda nos golpeará.

Entiendo, que no podemos volver a una cifra de empleo inasumible socialmente como la que soportamos en la última crisis económica. Todos los sectores económicos están sin duda afectados por la pandemia del coronavirus, pero lo que no podemos hacer, sin olvidar por supuesto el problema sanitario, es permanecer en la inacción como el D. Tancredo del ya pasará. El impacto del paro en el sector servicios en general será tremendo, pero dentro de este amplísimo sector en España, el desempleo en la hostelería y sus servicios colaterales puede ser catastrófico, si no se toman por todos los poderes públicos medidas realmente eficaces y sumamente urgentes. Cuando hablo con los profesionales del sector, me hablan ya de cifras muy preocupantes, de manera que tenemos que parar entre todos la expansión del virus, controlarlo y restablecer la tranquilidad en la población española y en todos aquellos que quieran visitarnos. En este punto, no puedo olvidarme de Andalucía por su tasa de paro actual y por la importancia del sector servicios en la CC. AA., razón por la que con independencia de lo que haga el Gobierno Central, dentro de sus competencias, sin complejo alguno, el Gobierno Andaluz debe poner todos sus efectivos sin excluir ninguno adoptando medidas muy severas de control sanitario y medidas muy eficaces  (económicas y laborales) que impidan la destrucción de empleo y el aumento del paro que se prevé.

N.B.  La recesión y colapso económico y sanitario tendrán consecuencias, además, de en la salud, en el empleo y sin duda serán muy negativas. Aun estamos a tiempo de adoptar medidas entre todos (administraciones públicas y todos los ciudadanos en su nivel y sin exclusiones) para poner en marcha medidas eficaces, aunque, en principio, puedan parecer extremas o duras, pues no queda otra para cortar el contagio, dinamizar la economía y evitar un crecimiento inaceptable del paro.

Córdoba, a 12 de marzo de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

 

Recesión, crecimiento y paro (el dinero real no llega a los españoles de a pié)

 

El Banco de España señaló, hace un par de días, que salíamos de la recesión y que en el tercer trimestre el PIB subía un 0,1%, con lo que iniciábamos la senda del crecimiento y hoy (24/10/13) se ha hecho pública la EPA del 3T por el INE con datos del paro; así (en miles),  los activos se sitúan en 22.728,0, los ocupados llegan a 16.823,2, los parados son 5.904,7, los inactivos se cifran en 15.413,1, con una tasa de actividad de 59,59% y una tasa de paro de 25,98%, de la población de 16 años y más. En Andalucía  según la EPA los ocupados son 2.532,3, los parados 1.447,3, la tasa de actividad de 58,54% y la tasa de paro de 36,37%, por tanto, los datos del desempleo son bastante más delicados y malos que en el resto de España.

Por todos sitios, más que nada oficiales, se respira optimismo, tan es así, que el Presidente del Gobierno, Sr. Rajoy ha declarado, por medio mundo, que hemos salido de la recesión. Creo, sin embargo, que la sociedad real española está muy lejos de la salida de la crisis, aunque personas muy informadas y mejor situadas financieramente, como el Sr. Botín, vean dinero por todas partes en España. La cifras macroeconómicas dicen unas cosas y los españoles de a pié sienten otras en sus familias y sus hogares y siguen sin ver el dinero, aunque el paro mejora según la EPA (3T).  

La cifra de parados de la EPA 5.904.700 de personas (con una bajada de 72.800 desempleados) hay que ponerla en cuarentena, ya que el número de activos desciende en 33.300 hasta un total de 22.728.000, lo que significa que aunque el paro ha bajado en la cantidad de personas señalada, la realidad es que el descenso verdadero del paro ha sido solo de 39.500 desempleados. En términos anuales, la población activa se reduce en 370.400 personas.

Otros datos de la EPA que hay que mirar con mucho detenimiento son los siguientes: el número total de trabajadores por cuenta propia se incrementa en 15.200 personas; los empleadores crecen en 20.300; y, el número de asalariados sube en 23.200 (los contratos indefinidos bajan en 146.300 y los contratos temporales aumentan en 169.500). Estas últimas cifras de la EPA significan, entre otras cosas, por un lado, que los españoles están tan desesperados de no encontrar empleo, que se han lanzado a crear su propio trabajo y, por otro lado, que el empleo indefinido se está convirtiendo en una especie a extinguir, con las consecuencias que estos hechos conllevan. Está naciendo una nueva sociedad de imprevisibles resultados para España.

De la EPA, también, hay que destacar, que aumenta el desequilibrio y la desigualdad entre las distintas CC.AA. (algo que ya se ha visto con otros indicadores), así:

“La mayoría de comunidades autónomas presentan incrementos en el empleo este trimestre. Las que registran las mayores subidas son Cataluña (52.300 más), Illes Balears (23.900) y Aragón (11.600). Por su parte, los mayores descensos de la ocupación se dan en Andalucía (52.300 menos), Comunidad de Madrid (43.800) y País Vasco (17.700). En términos relativos, las comunidades con evolución trimestral del empleo más favorable son Cantabria (5,21%), Illes Balears (4,88%) y La Rioja (3,84%). Por el contrario, las que han reducido la ocupación en mayor medida son País Vasco (–2,09%), Andalucía (–2,02%) y Comunidad de Madrid (–1,65%)”.

La EPA, asimismo, dice: que el número de hogares en el tercer trimestre del año es de 17.391.900, con un descenso de 48.800 respecto al segundo trimestre y, que el número de hogares que tienen a todos sus miembros activos en paro se reduce en 13.400, situándose en 1.807.700. En mi opinión, esto significa que los hogares se están reagrupando en unidades familiares más amplias, razón por la que se reduce el número de hogares con todos sus miembros activos en paro, pero me malicio que esas unidades familiares reagrupadas tienen el mismo número de parados que antes de descender el número de hogares en 48.000. Es decir, lo verdaderamente importante sería determinar cuantos miembros tienen los nuevos hogares reagrupados y cuantos de sus miembros están en paro. En este sentido, señalar que la comparativa anual de los hogares con todos sus activos en paro crece en 69.800, mientras que los hogares con todos sus activos ocupados disminuyen en 228.500.

Con estos datos de paro, con un crecimiento del 0,1 del PIB en el tercer trimestre, más de un billón de deuda que se estima para el 2014, el aumento del gasto público previsto en los PGE del próximo año, los salarios bajando a pesar de lo dicho por el Sr. Montoro, los créditos que no llegan a las familias y empresas, etc., la senda del crecimiento y la salida de la crisis están situadas en una frontera muy lejana para la mayoría de los españoles. Ahora, es necesario aplicar políticas paliativas de complemento y mejora de la realidad social y, eso, solo es posible reformando los PGE de 2014 en la dirección necesaria de reestructuración de los gastos del Estado, quitando radicalmente todo lo superfluo, inútil e improductivo y dedicando el remanente a la justicia social y al levantamiento económico de la sociedad española.

Córdoba, 25 de octubre de 2013    

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado. Inspector de Trabajo y S.S. (excedente)