Tag Archives: seguridad

Seguridad Social – reforma – impuestos (camino equivocado)

La seguridad Social tiene un problema, conocido por todos, que consiste, en que no tiene dinero suficiente para hacer frente a todas sus obligaciones; dicho de otra forma, la S. S. tiene un “déficit estructural” tremendo, que viene de lejos y que se perpetuará en el tiempo, sino se adoptan medidas estructurales profundas, tanto en sus gastos como en sus ingresos.

Se parte de inicio de una base errónea, ya que se dice que las cotizaciones no son suficientes para cubrir las necesidades reales de todo el sistema y que, como se viene haciendo desde muchos años el Estado tiene que hacer transferencias y prestamos a la S. S.

El Ministro de Seguridad Social, Sr. Escrivá, que viene de la AIReF, creía, que tenía todas las soluciones en la mano, pero está claro, que una cosa es predicar y otra dar trigo. Ahora, lógicamente ha cambiado, de forma, que se ha vuelto más político que técnico y ya habla con lenguaje difuso, mientras se aparta de sus anteriores soluciones y propuestas.

Ahora, empieza a decir cosas ambiguas y de casi “guevón”, así, prevé la consolidación de la separación de fuentes y restablecimiento del equilibrio financiero, abogando por meter mano a la cotización por desempleo para pagar las pensiones, a la vez, que pide, que, las financiaciones de los incentivos al empleo no puedan hacerse con cargo a las cotizaciones sociales. Su objetivo es mitigar el desequilibrio financiero del Sistema y liberar gastos impropios de la Seguridad Social, de manera, que propone cosas contradictorias, como estas:

*  la separación de fuentes de financiación de la Seguridad Social,

*  el mantenimiento del poder adquisitivo de las pensiones,

*  el acercamiento de la edad real de jubilación a la edad legal,

*  el desarrollo de sistemas de previsión social complementarios.

* sacar del sistema financiero de la S. S. lo que llama “gastos impropios”, que pasarían a ser financiados con los Presupuestos Generales y salir del pasivo del Sistema.

Parto de la base, que el Sr. Ministro de S. S. Escrivá es una persona competente y bien intencionada, sin embargo, creo que comete un error de bulto y de configuración filosófica en sus propuestas, que conllevan a resultados equivocados, no solo a Él, sino también a todos los españoles, pues antes de predicar hay que tener claro de donde saldrá el trigo, así:

a).- Se debería determinar cuáles son las necesidades sociales que se quieren o pueden cubrir y cuál será su coste.

b).- Después, debemos saber de que dinero se va a disponer y de donde va a salir.

c).- Hablar como se hace ahora de gastos impropios y cosas parecidas, sinceramente, parece poco serio, ya que todo sale de los Presupuestos Generales del Estado y los ingresos, cualquiera que sea su origen, son los que son y no hay más.

d).- Los gastos son los que son y su límite viene determinado por los ingresos, aunque, no embarquemos en un déficit astronómico, que siempre tendrá un límite, que viene fijado por la quiebra del Estado.

e).- Diferenciar los ingresos entre cotizaciones e impuestos no lleva a ningún sitio claro, ya que, de una u otra forma todo son impuestos que pagan los ciudadanos.

f).- La deuda pública, se quiera admitir o no, tiene un límite determinado por la aceptación máxima de sus emisiones por el mercado nacional e internacional, no hay más.

g).- Los Fondos de Recuperación de la U. E. están fijados y llenos de condicionalidad, y, además, no se sabe cuándo se recibirán.

h).- El Ministro de S. S. solo hace propuestas abstractas y medidas inconcretas, olvidando siempre, fijar que ajustes va a realizar para cuadrar el déficit del sistema, que es el sistema de todos. Proponer que se retrasará la edad de jubilación puede ser una medida, pero, si a la vez se dice que la subida de las pensiones al IPC está asegurada, no vamos a ningún sitio, porque, el efecto es el mismo, como se ha dicho, de sacar el importe del desempleo, del SMV y otros “gastos impropios” de la S. S., traspasándolos a los PGE; es una solución neutra viéndola con benevolencia, pues el gasto total del Estado seguirá siendo el mismo.

Por todo lo dicho, es lo cierto, que la situación de ruina que tenemos es una realidad incuestionable, el paro está disparado triplicando la media de la U. E. y del resto de Europa, salvo algún país de la misma, la deuda pública está llegando a un límite prohibitivo, los gastos están creciendo de forma desordenada e incontrolada, la situación política es un disparate, el control de la pandemia esta fuera de cualquier medida asumible, y, así, se podría seguir hasta cansarnos, razones, por las que entiendo, que el M. de S. S. Escrivá está jugando a la ruleta rusa y ha olvidado lo que sostenía cuando estaba en la AIReF.

No hay solución posible, sin que se adopten medidas estructurales profundas, dejándonos de promesas vanas y abstractas, a la vez, que se proporciona a la sociedad civil información veraz completa y permanente, para conseguir la participación social en la toma de decisiones, que sean aceptadas por todos, haciendo la base de esta política el consenso, el acuerdo y la generosidad de todos los españoles sin exclusión en un fin común, y, siempre con respeto a nuestra Constitución y a sus derechos fundamentales consagrados y al resto de nuestras leyes, pues de otra forma, no habrá solución legítima y pacífica.

El Ministro Escrivá no tiene más remedio que explicar claramente a los españoles, qué medidas va a tomar, que ajustes habrá que realizar, y, cuando y como, pues decir, que las pensiones irán con el IPC, a parte de que ya se verá si es posible económicamente, es proporcionar a los españoles un entramado falso de proporciones bíblicas, ya que el gran hachazo a las pensiones vendrá con la reforma fiscal, en el IVA, IRPF, Tasa Google, Tasa Tobin, y, resto de medidas impositivas.

N.B.  En la reforma de la S. S. se ha tomado un camino equivocado, ya que como siempre, se formulan propuestas abstractas y vanas llenas de propaganda y mentiras incompletas (que es lo peor), dejando a los españoles en la ignorancia y sin que puedan participar y decidir sobre cualquier cosa por mínima que sea, ya que el poder público no tiene porque dar detalles de nada y mucho menos informar a los españoles.

Los españoles, en la reforma de la Seguridad Social (como en tantas otras cosas), estamos inmersos en la incertidumbre y en la desinformación como siempre, y, vamos ciegos abocados al desastre, ya que, sin información veraz completa e inmediata, sin seguridad jurídica, sin libertades y sin principios éticos, solo aparecerán conflictos sociales, cuando la realidad muestre toda su crudeza.

Córdoba, a 12 de octubre de 2020

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

¿Dónde está nuestra libertad? (sobrerregulación, arbitrariedad e inseguridad jurídica)

**  El Profesor de Derecho Mercantil De la Cuesta Rute dice, que un Estado de Derecho no es verdadero,  si no  se “blinda la libertad”; e insiste en que no hay Estado de Derecho sin un entendimiento previo de la libertad. En su libro El derecho configura la política al servicio del hombre, plantea, además, el problema de la inseguridad jurídica en España y propone reforzar las cautelas a la hora de marcar el proceso de formación y producción de la ley, para frenar la arbitrariedad de los gobernantes y librar a los ciudadanos de la injusticia.

** El Índice de Calidad Institucional, elaborado anualmente por el profesor Martín Krause, puede servir como baremo para evaluar qué países brindan a sus ciudadanos un mayor grado de estabilidad política, seguridad jurídica y eficacia legal. España en dicho Índice ocupa el puesto 35 y obtiene una calificación de 76,1 puntos. Para su estudio el Profesor Martín Krause traza dos grandes categorías o bases de análisis: Una relacionada con las instituciones de mercado, considera informes como el Índice de Libertad Económica, el Índice de Facilidad para Hacer Negocios o el Índice de Competitividad Global. La otra basada en las instituciones políticas, toma como fuente: Índice de Percepción de la Corrupción, Índice de Libertad de Prensa, Indicadores Mundiales de Gobernanza, etc. En los últimos años, España ha pasado del entorno de los 82 puntos a caer a niveles de  76 puntos. En cuanto a las instituciones políticas, España figura en el número 38 de este subíndice, con una calificación de 77,7 puntos. En cuanto a las instituciones de mercado, España ocupa el puesto 38, con una calificación de 74,4 puntos.

 ** Finalmente, destacar que en España la libertad en todos sus aspectos, que se quieran considerar, ha sufrido una caída real por sobrerregulación (UE, Estado, CC.AA., y Ayuntamientos) y por la arbitrariedad  de los poderes públicos, que nos conducen hacia una mayor inseguridad jurídica día a día sin pausa. Todos los índices publicados marcan la misma dirección, pero debe quedar claro, que decir que las instituciones políticas se equivocan, no es entrar en populismos y radicalismos extremos, por el contrario una postura de defensa de la libertad real significando, que existen otras posibilidades para la sociedad y las personas diferentes de las tesis aplicadas e imperantes, que impulsan un populismo estéril, vano y dañino para la libertad, llevándonos a mayor regulación, arbitrariedad e inseguridad jurídica.

N.B. Si alguien lo pone en duda, que no se limite a despotricar sin razón, sino que ponga sobre la mesa medidas concretas en defensa de la libertad y la seguridad jurídica reales.

Córdoba, 17 de abril de 2017

Fdo. Enrique García Montoya.

Abogado ICA-Córdoba. Inspector de Trabajo y S. S.

 

Paro registrado y afiliados Seguridad Social (2/2014) (la realidad es que no nos movemos, seguimos igual)

 

El paro registrado desciende en un mes de febrero por primera vez desde el inicio de la crisis (Martes, 04 de marzo de 2014), reduciéndose en 1.949 personas. En términos desestacionalizados, el desempleo disminuye en 55.353 personas. Desde febrero de 2013, el paro ha disminuido en 227.736 personas.

 El número total de parados registrados en las Oficinas de los Servicios Públicos de Empleo se sitúa en 4.812.486.

En este sentido, la secretaria de Estado de Empleo, Engracia Hidalgo, ha recordado que, en los últimos cinco años, “el paro registrado en el mes de febrero había crecido por término medio en 95.233 personas”.

El  paro  registrado  baja  en  12  comunidades autónomas,  encabezadas por  Aragón (-5.045), Cataluña (-4.285) y Extremadura (-1.996). Sube, en cambio, en cinco, encabezadas por Andalucía (9.674) y Castilla-La Mancha (2.435).

En el mes de enero de 2014, hubo 2.805.275 beneficiarios de prestaciones por desempleo, un 2,27% más que el mes anterior y un 8,4% menos respecto a enero de 2013. El importe de la nómina asciende a 2.382,8 millones de euros, un 3,79% más que  en el mes anterior.

 La Seguridad Social aumenta en 38.694 afiliados medios en febrero (Martes, 04 de marzo de 2014, Tomás Burgos)

El número medio de afiliados a la Seguridad Social se situó el pasado febrero en 16.212.304 ocupados, lo que supone un incremento de 38.694 (0,24%).

Según la EPA (4T) en España se dan los siguientes datos sobre el paro en la población de 16 años y más: Población 38.121,7 (miles); Activos 22.654,5; Ocupados 16.758,2;  Parados 5.896,3; Inactivos 15.467,2; Tasa de actividad 59,43%; y, Tasa de paro 26,03%.

 Conclusión: Se según los datos del paro registrado 4.812.486 de personas se encuentran desempleados y el número de prestaciones se sitúa en 2.742.905, por lo que existe un número de parados de 2.069.581 que no reciben prestaciones, a los que hay que sumar 1.083.814 de parados sin registrar según la EPA, que tampoco reciben prestaciones de desempleo, lo que hace un total de 3.153.395 de personas, que al no percibir prestaciones están situadas fuera del sistema. Por lo que respecta al paro seguimos igual, por mucha mejora macroeconómica de la que presuma el Gobierno.

Córdoba, 4 de marzo de 2014

Fdo. Enrique García Montoya

Abogado. Inspector de Trabajo y S.S. (excedente)

Nueva redacción al art. 109 de la Ley General de la Seguridad Social (el Gobierno tiene un motivo: acabar con las retribuciones en especie)

La disposición final tercera del Real Decreto-ley 16/2013, de 20 de diciembre, de medidas para favorecer la contratación estable y mejorar la empleabilidad de los trabajadores, ha dado nueva redacción al artículo 109 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, aprobado por el Real Decreto Legislativo 1/1994, de 20 de junio.

El artículo 109 del texto refundido de la Ley General de la Seguridad Social, queda redactado en los siguientes términos:

«Artículo 109. Base de cotización.

1. La base de cotización para todas las contingencias y situaciones amparadas por la acción protectora del Régimen General, incluidas las de accidente de trabajo y enfermedad profesional, estará constituida por la remuneración total, cualquiera que sea su forma o denominación, tanto en metálico como en especie, que con carácter mensual tenga derecho a percibir el trabajador o asimilado, o la que efectivamente perciba de ser ésta superior, por razón del trabajo que realice por cuenta ajena.

Las percepciones de vencimiento superior al mensual se prorratearán a lo largo de los doce meses del año.

Las percepciones correspondientes a vacaciones anuales devengadas y no disfrutadas y que sean retribuidas a la finalización de la relación laboral serán objeto de liquidación y cotización complementaria a la del mes de la extinción del contrato. La liquidación y cotización complementaria comprenderán los días de duración de las vacaciones, aun cuando alcancen también el siguiente mes natural o se inicie una nueva relación laboral durante los mismos, sin prorrateo alguno y con aplicación, en su caso, del tope máximo de cotización correspondiente al mes o meses que resulten afectados.

No obstante lo establecido en el párrafo anterior, serán aplicables las normas generales de cotización en los términos que reglamentariamente se determinen cuando, mediante ley o en ejecución de la misma, se establezca que la remuneración del trabajador debe incluir, conjuntamente con el salario, la parte proporcional correspondiente a las vacaciones devengadas.

2. Únicamente no se computarán en la base de cotización los siguientes conceptos:

a) Las asignaciones para gastos de locomoción del trabajador que se desplace fuera de su centro habitual de trabajo para realizar el mismo en lugar distinto, cuando utilice medios de transporte público, siempre que el importe de dichos gastos se justifique mediante factura o documento equivalente.

b) Las asignaciones para gastos de locomoción del trabajador que se desplace fuera de su centro habitual de trabajo para realizar el mismo en lugar distinto, no comprendidos en el apartado anterior, así como para gastos normales de manutención y estancia generados en municipio distinto del lugar del trabajo habitual del perceptor y del que constituya su residencia, en la cuantía y con el alcance previstos en la normativa estatal reguladora del Impuesto sobre la Renta de la Personas Físicas.

c) Las indemnizaciones por fallecimiento y las correspondientes a traslados, suspensiones y despidos.

Las indemnizaciones por fallecimiento y las correspondientes a traslados y suspensiones estarán exentas de cotización hasta la cuantía máxima prevista en norma sectorial o convenio colectivo aplicable.

Las indemnizaciones por despido o cese del trabajador estarán exentas en la cuantía establecida con carácter obligatorio en la Ley del Estatuto de los Trabajadores, en su normativa de desarrollo o, en su caso, en la normativa reguladora de la ejecución de sentencias, sin que pueda considerarse como tal la establecida en virtud de convenio, pacto o contrato.

Cuando se extinga el contrato de trabajo con anterioridad al acto de conciliación, estarán exentas las indemnizaciones por despido que no excedan de la que hubiera correspondido en el caso de que éste hubiera sido declarado improcedente, y no se trate de extinciones de mutuo acuerdo en el marco de planes o sistemas colectivos de bajas incentivadas.

Sin perjuicio de lo dispuesto en los párrafos anteriores, en los supuestos de despido o cese como consecuencia de despidos colectivos, tramitados de conformidad con lo dispuesto en el artículo 51 de la Ley del Estatuto de los Trabajadores, o producidos por las causas previstas en la letra c) del artículo 52 de la citada Ley, siempre que en ambos casos se deban a causas económicas, técnicas, organizativas, de producción o por fuerza mayor, quedará exenta la parte de indemnización percibida que no supere los límites establecidos con carácter obligatorio en el mencionado Estatuto para el despido improcedente.

d) Las prestaciones de la Seguridad Social, las mejoras de las prestaciones por incapacidad temporal concedidas por las empresas y las asignaciones destinadas por éstas para satisfacer gastos de estudios dirigidos a la actualización, capacitación o reciclaje del personal a su servicio, cuando tales estudios vengan exigidos por el desarrollo de sus actividades o las características de los puestos de trabajo.

e) Las horas extraordinarias, salvo para la cotización por accidentes de trabajo y enfermedades profesionales de la Seguridad Social.

3. Los empresarios deberán comunicar a la Tesorería General de la Seguridad Social en cada período de liquidación el importe de todos los conceptos retributivos abonados a sus trabajadores, con independencia de su inclusión o no en la base de cotización a la Seguridad Social y aunque resulten de aplicación bases únicas.

4. No obstante lo dispuesto en el apartado 2.e), el Ministerio de Empleo y Seguridad Social podrá establecer el cómputo de las horas extraordinarias, ya sea con carácter general, ya sea por sectores laborales en los que la prolongación de la jornada sea característica de su actividad.»

Córdoba, 3 de febrero de 2014

García Montoya Abogados